¿ME ACOMPAÑAIS EN OTRO PASEO POR LOS HORRORES RURALES?…HOY: “UNA DE SUCESOS”

Había hecho demasiado calor como para que las cabezas de los hermanos Torcido permanecieran en calma. Tantos meses abrasadores habían provocado en esas mentes alteradas un escape del poco entendimiento que les quedaba. Embrutecidos y con el cerebro seco, empuñaron sin más sendas escopetas y adoptaron la postura de terroríficos caballeros andantes.
Montados sobre una locura multiplicada por dos, se dirigieron a su pueblo, Puerto Buitre, nombre que ya presagiaba algún suceso sórdido. Poco imaginaban sus vecinos que los hermanos Torcido tenían la intención de vengarse de todo y de todos.
A las doce del mediodía, con el sol lanzando flechas incandescentes sobre el pueblo maldito, los salvajes hermanos empezaron a disparar. Una, dos, tres, cuatro...las víctimas iban cayendo desplomadas a lo largo de la calle principal ante la impasible mirada del astro rey. Eterna fue la agonía del burro del tío Robustiano, cuando lo único que pretendía el pobre animal era aprovechar una de las pocas sombras proyectadas por una casa. ¿Y qué culpa tenía un gato taciturno de deambular por el lugar equivocado? También él recibió su ración de tiros. Aunque quizás la muerte más dramática fue la de las gallinas de la señora Sinforosa…
Los asesinos huyeron a toda prisa con las aves y fueron detenidos horas más tarde en un bosque cercano, donde estaban dando buena cuenta de unos muslitos al ajillo. No opusieron resistencia. Los hermanos, no los muslos.
A la pregunta de la guardia civil de la razón de la masacre, lo único que se les ocurrió responder fue: “Teníamos hambre”.

24 comentarios:

Sara López Moreno dijo...

Me gusta cómo escribes...
Te leeré más a menudo.

Saludos,
Sara.

bixitoluminoso dijo...

O_o "Teniamos hambre...?"

o_0 menudo par!

Ro dijo...

¿Y el burro, y el gato?
¡Vaya desperdicio de carne! jajajaja

Caluroso relato
abrazos fresquitos y ventilados
Ro

Ismael U. V dijo...

Jeje, interesantisimo, y me has dejado pensando en los hermanitos. Un abrazo Mercedes.

aminuscula dijo...

Ay, a mí me da penita. ¿No podían haber ido al huerto a chorizar unos ricos vegetales?

a saralópezmoreno, mercedes le dijo...

Sara, muchas gracias por pasar a leerme y dejar tu comentario!!! Vuelve cuando quieras!

Un saludo!

a bixitoluminoso, mercedes le dijo...

...Digo yo que será cosa de la crisis...aunque muy centrados no lo están, la verdad...

a ro, mercedes le dijo...

...Se rumoera en el pueblo que el burro y el gato fueron asados en la hoguera del cuento anterior, jajajajajaja!

No pases mucho calor!! Mua!

a ismael u.v., mercedes le dijo...

Espero que no te los cruces por el camino porque son cualquier cosa menos hermanitos de la caridad, je, je, jeee...

Un gran abrazo!!

a aminuscula, mercedes le dijo...

Los hermanos Torcido son así, coléricos e impetuosos, y se mueren por unos muslitos al ajillo. No les des verdura o se volverán más violentos todavía.

JuanSe... dijo...

Parece un cuento colombiano, pero de esos tradicionales, acá la gente si que mata por hambre y se une a la guerrilla para comer, aunque luego se llevan una sorpresa, pero al menos tienen dormida y comida asegurada.

igual, somos capaces de hacer cualquier cosa con tal de sobrevivir.

poco a poco iré reapareciendo..

ya te puedo comentar
ja!!

un abrazo gigante, Mercé!!

Rayuela dijo...

ajajajajjaa!
pero claro, si se llamaban Torcido!
torcidos estos hombres! no habrá un muslito por ahí???

besossssss*

Daniel Os dijo...

Si se me permite la indiscreción, durante algún pasaje del relato mi mente se desvió al recuerdo de “La Gallina Degollada” del viejo Quiroga, claro que en este espacio los cuentos son más exquisitos y de pluma más amigable que la del tortuoso don Horacio.

Muchas gracias por la lectura y por el recuerdo.
D.

blasblog dijo...

caracterìstico el paisaje y los personajes con pulsiones del cazador.
saludos
Blas

Minoe dijo...

Es que con ese apellido está claro que muy buenos no podían ser, y si además tenían mucha hambre... ya se sabe que el hambre es mu mala!!!! :D

a juanse, merce le dijo...

...Pues para que veas que en todas partes la gente siempre está dispuesta a comerse una gallina!
:-D

Un placer verte por aquí, JuanSe! Un gran abrazo y hasta pronto!

a rayuela, merce le dijo...

Por supuesto, aquí te espera un muslito acabado de matar, jajajajaja! Te lo prepararé con salsa muyy negra!

Mil besos!

a daniel os, mercedes le dijo...

Un cuento que no conocía y que me ha cautivado por su refinada crueldad. Admirable. Gracias por el enlace! (por cierto, he estado echando un vistazo -cómo no, soy una cotilla- y me ha interesado mucho todo el contenido).

Aquí va la noticia en la que me inspiré para el relatito:
http://es.wikipedia.org/wiki/Masacre_de_Puerto_Hurraco

Fue un suceso típico de la España profunda, del que se habló mucho durante mucho tiempo...

a daniel os, mercedes le dijo...

Vaya enlace te he dejado, que no sirve para nada! Lo intentaré de nuevo, pero me parece que tampoco saldrá entero:

es.wikipedia.org/wiki/Masacre_de_Puerto_Hurraco

a blasblog, mercedes le dijo...

Ya se sabe: Homo "animali" lupus...

Un placer saludarte, Blas!

a minoe, merce le dijo...

Ja, ja, ja, se me acaba de ocurrir que de primer apellido deberían haberse llamado RE, y de segundo, TORCIDO, ja, ja, ja, ja!!!!!

Alberto dijo...

Ah, llego llego. Esos hermanitos ¿o eran amiguitos?
Qué hambreeeee de... arroz con leche. juajuajua
Besósculos

a albertito, merceditas le dijo...

Primero fueron hermanitos, luego amigüitos, y al final fueron felices y comieron gallinas zamoranas.

Hágase un arroz con leche, muamuamua!

susane dijo...

Estoy muy orgulloso de encontrar usted, su blog es realmente genial! Me gusta su interfaz, y yo también amé el contenido también. Especialmente por lo que continuar!

voyance gratuite

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...